Genoma de las termitas

Hoy en día sería prácticamente imposible entender el mundo sin el concepto de sociedad. Para el naturalista inglés Charles Darwin, padre de la teoría de la evolución, el surgimiento de las sociedades complejas resultaba fascinante. De ahí su interés por estudiar los insectos hasta dar con el origen de la estructura social. Recientemente, una investigación en la que han participado investigadores del Instituto de Biología Evolutiva de Barcelona (IBE), centro mixto CSIC-UPF, ha dado con una posible clave para entender este fenómeno: el origen de la sociabilidad de las termitas.

Cronológicamente, estos pequeños insectos podrían ser la primera muestra de socialización en el mundo animal. En la escala evolutiva, las termitas están mucho más cerca de las cucarachas (de las cuales descienden directamente) que de otros insectos sociales como las hormigas o las abejas, que surgieron 50 millones de años más tarde. La investigación sobre la sociabilidad de estos insectos, publicada en la revista Nature, Ecology and Evolution, se ha basado en la comparación del genoma de termitas y cucarachas para determinar en qué momento surgió el factor que dio pie a un desarrollo social.